Cuáles son los beneficios de vivir con paredes verdes artificiales.


Cuáles son los beneficios de vivir con paredes verdes artificiales.

  • Lecturas importantes

  • A medida que nos quedamos sin espacio verde en las ciudades, las paredes verdes, ya sean vivas o artificiales pueden convertir los espacios urbanos en algo con un aspecto más natural y hermoso. También pueden mejorar la calidad del aire y proporcionar beneficios térmicos y acústicos a las viviendas o negocios.

    ¿Cómo mejoran las paredes verdes vivas la calidad del aire?

    Desde la revolución industrial, los avances modernos han aumentado la contaminación del aire. En las zonas urbanas, los gases contaminantes y las partículas están volviendo nuestro aire tóxico, pero podemos utilizar la naturaleza para revertir el daño que estamos causando.

    Como las plantas eliminan naturalmente el dióxido de carbono y producen aire rico en oxígeno. Este efecto natural se multiplica por el gran número de plantas en las paredes verdes vivas.

    Plantas para Paredes Verdes¿Cuáles son los beneficios visuales de vivir paredes verdes?

    En nuestra sociedad moderna se aprecia la imagen y nada supera a la naturaleza por su belleza. Una pared verde bien diseñada puede mejorar drásticamente la apariencia de un edificio, añadiendo color y textura que no pasará de moda.

    ¿Son buenas para el edificio?

    Los edificios se ven afectados negativamente por los cambios de temperatura, que hacen que los materiales se expandan y se contraigan, lo que con el tiempo conduce al deterioro, grietas y fisuras.

    Las paredes exteriores en la vivienda dan a los edificios protección, no sólo por las fluctuaciones de temperatura, sino también por desviar el agua de las paredes durante las fuertes lluvias y proporcionar protección contra la radiación UV.

    Además aportan una protección acústica, lo que es una ventaja en las zonas con mucho tráfico y bullicio de personas, esto puede ser muy beneficioso para nuestro confort y descanso.

    Por último, pero no menos importante, es el ahorro energético que proporcionan, ya que como son aislantes térmicamente, estos revestimientos ayudan a reducir los costes de climatización, reduciendo las emisiones de CO2 por consumo energético verano o invierno con paredes verdes que ayudan a compensar este problema proporcionando protección contra la luz solar directa y las rafagas de viento frío.

    ¿Aumentan el valor de la propiedad?

    La instalación de paredes verdes, puede ayudar a las empresas a mostrar su dedicación a soluciones sostenibles y ecológicas. Esto a su vez ayuda a aumentar el valor de una propiedad al dar una percepción positiva de un edificio moderno con una huella de carbono mejorada.